Fuente de la foto: "Flickr"

El Husky Siberiano, ¿cómo es?

Fuente de la foto: "Flickr"

Fuente de la foto: “Flickr”

El Husky Siberiano tiene buen carácter: es amable, dulce, espabilado y muy sociable. Tan sociable, que no desconfía demasiado de las personas desconocidas, lo que no le convierte en buen perro guardián.

Mudan completamente su pelaje 2 veces al año, lo que puede durar hasta 3 semanas. El resto del año, el Husky no pierde mucho pelo. El Husky tiene tendencia a tener muchos parásitos (garrapatas y pulgas).

Es un perro resistente: está acostumbrado a tirar de un trineo a una velocidad constante con un tiempo muy frío. Pero lleva bien también el calor, es un perro resistente y muy deportista, es importante llevarle a correr y a pasear correctamente.

El Husky Siberiano impresiona en el primer contacto por su gran parecido con el lobo pero, si nos fijamos en sus ojos azules y su pelaje de osito de peluche, van desapareciendo nuestros temores.

El Husky Siberiano es de carácter independiente en la relación con su dueño: el perro no va a convertirse en la sombra de su dueño. No significa que el perro no quiera a su dueño pero “simplemente” se establece una relación de respeto. Y ganarse el respeto de un Husky Siberiano es tener un amigo para toda la vida.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *