razas caras

Las 10 razas de perros más caras de mantener

Cuando vamos a incorporar un miembro canino a la familia, existen muchos factores a tener en cuenta, desde el tamaño del animal hasta nuestra disponibilidad para sacarlo a pasear. Pero también hemos de pensar en el esfuerzo económico que nos va a suponer la nueva adquisición. Además del tamaño, que obviamente influye en la cantidad de comida necesaria, tenemos que tener en cuenta los posibles problemas de salud que pueda desarrollar, y que nos pueden suponer un gran desembolso. Además, algunas razas necesitan visitas regulares a la peluquería canina.

Aunque no podemos prever el coste de tener un perro a largo plazo, puedes informarte sobre las razas más predispuestas a sufrir problemas de salud.  Aunque al fin y al cabo cualquier perro, sea de la raza que sea, puede tener una salud más o menos delicada, es una orientación a la hora de decidirte.

1.- Bulldog Inglés

Aunque muy populares en los últimos años, estos perros son de salud bastante delicada. Su carácter tranquilo y bonachón lo ha convertido en la mascota favorita por muchas familias, pues además no necesita mucho ejercicio y tiene mucha paciencia con los niños. Tienen tendencia a sufrir problemas cutáneos y oculares, displasia de cadera y codo, insuficiencia cardíaca y problemas respiratorios derivados de su morro chato (braquicefalia) que puede llevarlos incluso a padecer golpes de calor.

2.- Pastor Alemán

La raza de perro por antonomasia, el Pastor Alemán es famoso en todrazas mantenimientoo el mundo por su inteligencia, obediencia y capacidad de entrenamiento. Sin embargo, está siendo sustituido como el perro más popular debido sobre todo a los numerosos problemas de salud que sufre derivados de una selección genética inadecuada, siendo hoy por hoy una de las razas con más problemas hereditarios.  Dentro de los males típicos de la raza destaca por encima de todos la displasia de cadera.

3.- Bulldog Francés

Como su primo inglés, este pequeño sufre de una serie de problemas que lo convierten en una raza cara de mantener, aunque su temperamento alegre lo haya llevado a la popularidad como animal de compañía. Las hembras tienen que parir casi siempre por cesárea por la estrechez de sus huesos pélvicos. Por su morro chato sufren de problemas respiratorios, además de problemas oculares, cardíacos y de columna.

4.- Chow Chow

Una de las razas más antiguas que existen, los Chow Chow son muy apreciados como mascota pero también como perro pastor y guardián. El pelaje que los hace tan característicos requiere bastantes cuidados y puede ocasionarles problemas en la piel por ser extremadamente denso, además de hacerlo muy sensible a las infestaciones parasitarias. Son una de las razas más afectadas por la displasia de codo. Además, tienen tendencia a sufrir enfermedades autoinmunes, diabetes, cáncer y problemas oculares, sobretodo con los párpados.

5.- Caniche

Considerado el perro de la aristocracia durante mucho tiempo, el Caniche sin embargo era en sus orígenes un perro cazador, usado para recuperar las presas en el agua. Es un perro alegre y muy activo, y considerado una de las razas más inteligentes por su gran entrenabilidad en la escala de Stanley Coren. Son perros fuertes y resistentes, en contra de la imagen que dan, pero su pelaje requiere cortes regulares que debe realizar un peluquero profesional si queremos conservar su tipología.

6.- Cocker Spaniel

Esta elegante raza de caza se utilizaba para el levantamiento de presas de los matorrales,razas caras de mantener pero se ha convertido en los últimos años en un popular animal de compañía. Suelta mucho pelo, así que requiere ciertos cuidados de peluquería. Padece una serie de trastornos hereditarios, además de dolencias cutáneas y renales, otitis crónica, y un problema de comportamiento llamado el síndrome de la furia en Cockers de un solo color. Este síndrome, aunque no es exclusivo de esta raza, es donde más casos se han descrito.

7.- Gran Danés

De aristocrática apariencia, este magnífico animal goza de gran afecto entre el público por su carácter amable y gentil. Debido a su gran tamaño, es caro de mantener, pero además presenta una gran prevalencia de ciertas enfermedades como torsión gástrica, displasia de cadera y codo y un síndrome denominado de Wobbler que cursa con incoordinación en el tercio posterior. También presenta muchos problemas cardíacos, y por ellos se le suele apodar “la raza del corazón roto”.

8.- Boxer

Considerado por muchos un cachorro que nunca crece, esta raza necesita mucho ejercicio paraperros caros de mantender quemar toda su energía. Un boxer famoso, Mathias, obtuvo la Cruz de Hierro del ejército alemán por haber socorrido a 17 soldados heridos durante la II Guerra Mundial. Como principales problemas de salud destacan el cáncer, una cardiomiopatía característica de esta raza, la displasia de cadera y la torsión gástrica. Además son delicados de piel.

9.- Rottweiler

Famosos por sus cualidades como perros guardianes, los Rottweiler vivieron una época de gran popularidad en los años 90, aunque desde entonces su número ha disminuido mucho. De carácter tranquilo y dócil, en contra de lo que su apariencia pudiera dar a entender, esta raza es muy apreciada como animal de trabajo, aunque debido a la mala crianza por parte de muchos propietarios irresponsables, está considerado un perro potencialmente peligroso. Son una de las razas más propensas a sufrir cáncer, además de displasia de cadera. Por razones desconocidas, cuando son cachorros son más propensos a infectarse con el parvovirus.

10.- Samoyedo

Esta raza procedente del Norte de Rusia es conocida por la “sonrisa del Samoyedo”, pues por la forma de la boca parece que siempre están sonriendo.  Además, conservan un carácter juguetón hasta una edad bien avanzada. Presentan un problema hereditario característico de esta raza denominado Glomerulopatía, que provoca insuficiencia renal a una edad temprana. Su denso pelaje requiere un cierto mantenimiento, y les suele ocasionar problemas. También son pronos a sufrir diabetes.perros mestizos

Las razas puras derivan la mayoría de las veces de unos pocos individuos, y su variedad genética es muy reducida. Diversos estudios han manifestado que los perros mestizos precisan menos tratamientos veterinarios, son más resistentes a las enfermedades y además más longevos que los de pura raza. Otro estudio encontró que las perras sin raza son mejores madres, cuidan mejor de su prole y sacan adelante más cachorros.

¿Han pensado en adoptar un mestizo?

Si te ha gustado, nos haría mucha ilusión que lo compartieras. Gracias.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *